Get PJ Media on your Apple

Los habilitadores de Irán en America Latina

¿Cuánto deben preocuparnos las actividades de Irán en América Latina? Consideremos unos pocos acontecimientos recientes.

by
Jaime Daremblum

Bio

August 19, 2011 - 12:06 am
<- Prev  Page 2 of 2   View as Single Page

El presidente boliviano Evo Morales es un discípulo de Chávez, como lo es el presidente ecuatoriano Rafael Correa. En febrero de este año, después de obtener documentos del gobierno del Ecuador, José Cárdenas, ex funcionario del Consejo Nacional de Seguridad de Estados Unidos, informó que Irán y Ecuador habían “concluido un acuerdo de 30 millones de dólares para llevar a cabo proyectos conjuntos de minería que parecen servir de trabajo preliminar para futuras actividades de extracción. El acuerdo, que aparentemente se finalizó en diciembre de 2009, ‘expresa el interés del Presidente de la República [de Ecuador] y del ministro de minas y petróleo de consolidar las relaciones estrechas y mutuamente beneficiosas con la República Islámica de Irán en varios frentes, entre ellos, la explotación de minas y la geología’”. Como observó Cárdenas, Ecuador tiene importantes depósitos de uranio.

Ciertamente, ninguna persona seria piensa que el Brasil esté dando asistencia al programa nuclear de Irán o facilitando las operaciones de Hezbollah. Pero con la expansión masiva de sus relaciones comerciales bilaterales con Irán, el gigante sudamericano está socavando la campaña de los Estados Unidos para imponerle sanciones al gobierno iraní y está fortaleciendo la legitimidad global de Teherán. (Debemos notar que también ha crecido notablemente el intercambio comercial  entre Irán y Argentina). La República Islámica quiere que se la trate como a un país normal; de hecho, quiere que se la trate como una superpotencia regional en el Medio Oriente. Y cuando una alta funcionaria del Brasil describe a Irán como un “aliado” de importancia crítica, le resulta mucho más difícil a los Estados Unidos aislar a Teherán y reunir el apoyo necesario para imponer sanciones más duras.

Los brasileños podrán argüir que están simplemente persiguiendo los intereses económicos de su nación. Pero al mismo tiempo están realzando la percepción de legitimidad del principal estado patrocinador de terrorismo en todo el mundo: un régimen que masacra a manifestantes estudiantiles a favor de la democracia, que niega el Holocausto y amenaza con usar armas nucleares para aniquilar a Israel. Si Brasil quiere que se lo vea como un líder global responsable, su política con respecto a Irán tendrá que cambiar.
Jaime Daremblum fue embajador de Costa Rica en los Estados Unidos desde 1998 hasta 2004 y es ahora director del Centro de Estudios de América Latina en el Instituto Hudson.

 

<- Prev  Page 2 of 2   View as Single Page
Jaime Daremblum, who served as Costa Rica’s ambassador to the United States from 1998 to 2004, is director of the Center for Latin American Studies at the Hudson Institute.
Click here to view the 2 legacy comments

Comments are closed.

One Trackback to “Los habilitadores de Irán en America Latina”